Amarillos por el Mundo en Huelva

Noticias

Injusta derrota (1-2) en el Gran Canaria ante un líder, el Cádiz, que no logro entender cómo va primero en la clasificación. También hay que decir, que volvíamos a jugar contra un arbitraje y una sala VOR, cómplice del conjunto gaditano en varios momentos del encuentro; en especial en el supuesto "penalti" que dio lugar al 0-2 para enfado de toda la grada curva y mosqueo del resto de Canarias y de Amarillos por el mundo.
El partido se planteaba con una nueva baja como la De Galarreta, por problemas musculares y la inclusión en su lugar de Fabio González en el medio centro acompañado por la vuelta de un gran Javi Castellano y en este caso, en el lateral, el regreso de Benito Ramírez tras la baja por sanción de Alberto De la Bella. Arriba en ataque, jugábamos con Pedri en la media punta, Narváez y Srnic por bandas y  Rubén Castro de killer acechando su oportunidad.
En los prolegómenos del encuentro, se guardaba un respetuoso minuto de silencio por el fallecimiento del ex entrenador de la UD, José Antonio Ruiz Caballero. Y comenzaba el partido con una UD que combinaba con acierto y tomaba el mando del encuentro aunque sin llegar a definir arriba entre los tres palos ante un Cádiz agazapado que buscaba el contragolpe en velocidad sobre todo por su banda derecha. Por ahí llegaba el primer gol del Cádiz que, tras una pérdida de Aythami Artiles, el Cádiz combinaba para que Malbasic le pusiera un balón óptimo y en el segundo palo, Perea rematara a placer e hiciera el primero en la primera llegada clara del Cádiz en el partido (minuto 17). Y, como de costumbre, la tónica habitual, carrusel de faltas del Cádiz y aparición del "colega de turno" del equipo visitante : un colegiado loco por ir al Carnaval gaditano, fanático de las chirigotas (parecía que le decía a los jugadores: no te saco tarjeta, pero no hagas más, que nos vemos en el carnaval). Eso sí, en una falta de Aythami por juego peligroso, tarjeta amarilla a la velocidad de Clint Eastwood en las películas del Oeste. La indignación hacía ralentizar nuestro juego y acelerar el juego agresivo  impune del Cádiz. Tratábamos de llegar pero hoy no era el día de Fabio González, que estaba algo desubicado y muy lento. Arriba se desesperaba "El Moña" que no lograba tocar un balón. Solamente a final de la primera mitad, la tendría, Mauricio Lemos con un tiro al borde del área que despejaba el guardarmeta sin problemas. Y tras una serie de córners bien defendidos por el Cádiz, se llegaba al descanso del encuentro.
Se reanudaba el partido y la UD mostraba por fin el ritmo deseado y Pedri distribuía el balón con gran acierto. La primera la tenía Srnic por la derecha que se le marchaba alto. Además, justo tras esta oportunidad, se produciría el primer cambio, clave en la mejoría de nuestro equipo. Entraba el argentino Fede Varela por Fabio y se notaba que todavía llevábamos más peligro si cabe. Nada más entrar, protagonizaba un tiro desde el borde del área. A continuación, en una gran combinación entre Benito, Varela, Pedri y Srnic, el serbio tendría la más clara que hacía emplearse a fondo al portero Cifuentes. En el mismo minuto, "el cazador" de la ida y de la vuelta, "Fali" (estoy en el campo porque juego contra la UD), arrollaba a Fede "garra" Varela y el árbitro con resignación y tras el enfurecimiento del Gran Canaria, no le quedaría más remedio que sacar la tarjeta amarilla. Eso sí, sólo cuatro minutos después, volvía a ser "Clint Eastwood" para sacar otra tarjeta a Lemos. Justo ahí el Cádiz tendría un tiro a bocajarro que era repelido por el salvador, una vez más, nuestro porterazo, Álvaro Valles. El partido se convertía en un correcalles de ida y vuelta pero era el Cádiz el que tenía la suerte y el mundo arbitral de su parte cuando se decretaba penalti ante una llegada del conjunto visitante en la que tras el remate, el contacto es a posteriori y no debía haberse señalado. No sólo eso, sino que el árbitro, pudiendo haber consultado la repetición en la virginal grancanaria pantalla del VAR, decide no hacerlo y darle el beneplácito a sus compinches de la sala VOR, con los que seguramente piensa en ir al carnaval gaditano, en un penalti que, como mínimo, era para haberlo revisado, pero claro, somos la Unión Deportiva Las Palmas, el equipo más perjudicado seguramente de todas las ligas europeas profesionales por los arbitrajes y los VAR (NO GLORIA, NO/SÍ VAR). 
Nos marcaban el injustísimo 0-2 y lejos de desistir entregar el partido, seguíamos insistiendo en lo que merecíamos. Pedri ya tenía un compañero como Varela para asociarse. Había entrado Tana, aún muy lento y yo diría, que aún bajo de forma. Y, por fin, Fede Varela le ponía un balón medido para que Rubén acortara diferecias en el marcador de un gran cabezazo, poniendo el 1-2 (minuto 83). Aún quedaba tiempo pero el  Cádiz y tras un córner sobre el punto de penalti, era el satauteño Eric Curbelo el que la tenía pero Cifuentes se consagraba con un paradón inexplicable. Para colmo, tras esta ocasión, los jugadores del Cádiz y el árbitro, seguían perdiendo tiempo en todo momento para desesperación del respetable. Se llegaba a la prolongación y, como de película, sólo descontaba tres ridículos minutos y el público, con toda la razón, se enfurecía. Pues no había para más y se perdía un encuentro de manera muy injusta, pero con la esperanza y el alivio de la mejoría notable en la segunda parte.
Ahora, dos salidas consecutivas: a Soria y a Alcorcón, para seguir tratando de recuperar la senda de lograr más puntos y consolidar la permanencia y terminar lo más arriba posible en la clasificación. Ojalá, podamos decir en unas jornadas, algo así como "sin Viera, pero tenemos a Pedri con Varela" y que "El Moña", con el gol de hoy, recupere más su olfato y lleguen muchos más. ARRIBA D'ELLOS. QUE VIVA NUESTRA UNIÓN DEPORTIVA LAS PALMAS. CANTERACANARIAPAPRIMERA. 💙💛💙💛💙💛💙💛💙💛💙💛💙💛💙💛💙💛💙💛💙💛💙💛💙💛💙💛🐥🐥