Liverpool y John Lennon

Noticias

El Ojo Luítico #TenerifeLasPalmas #Jornada4

Empate justo en el derby canario en el Heliodoro en Tenerife (0-0) en un encuentro muy disputado en el que ambos equipos lucharon para llevarse la victoria pero que, para ambos, pasó a ser un resultado insuficiente.
 
La pasión del partido, se palpaba, en sus prolegómenos, con la gratitud del pueblo de Gran Canaria hacia la isla hermana de Tenerife cuando hace poco, nos apoyaron jugando un encuentro, en ese mismo estadio, con una camiseta donde nos mostraban su apoyo para  empatizar con los fatales incendios que asolaron la isla de Gran Canaria. "Gracias Tenerife" fue el eslogan de las camisetas con las que, nuestros hombres, saltaron al campo.
 
El partido comenzaba con una jugada muy rápida, en la que, el autor del gol de la UD de la pasada temporada, Cristian Cedrés, trataba de colocar el balón con rosca en el segundo palo, pero que se le iría por muy poco, perdonando el 0-1. La reacción del Tenerife no se haría esperar y tanto, Luis Milla  como Aitor Sanz tomaban el mando del centro del campo, repartiendo juego y, fruto de ello, llegaban las primeras oportunidades por medio de Suso Santana tras una indecisión de Mauricio Lemos y unos minutos después, Malbasic tendría otra oportunidad, aunque muy escorado que atajaba perfectamente Josep Martínez. Tanto De Galarreta como Kirian no lograban entenderse pero el Tenerife, no era capaz de llegar con demasiado peligro. En un destello amarillo, tras un centro de Álvaro Lemos, era Eric Curbelo el que de un testarazo, hiciera que Ortolá, tuviera que emplearse a fondo en una doble parada enviando el balón a córner tras el despeje al larguero del primer remate.
 
Las tarjetas, como de costumbre, se nos ponían en contra, sin embargo al Tenerife, no le sacaban tarjetas excepto al final de la primera mitad, en un contraataque del equipo grancanario que se nos ponía de cara en una oportunidad manifiesta de gol en la que el árbitro interrumpe el juego y no aplica la ley de la ventaja ante la incredulidad de Cristian Cedrés como de Rubén Castro. Así se terminaba la primera mitad con dominio del Tenerife pero con oportunidades más claras de la UD.
 
Empezaba la segunda parte con las espadas en todo lo alto y aparecía por fin, en el estadio de su isla de origen, Pedri González para marear la perdiz y conectar con el olfato de Rubén Castro. Sin embargo, seguía muy intermitente De Galarreta y de más a menos Cristian Cedrés. En un momento, se llevaban las tarjetas, una vez más, dos jugadores amarillos: De la Bella y De Galarreta, ambas rigurosas. Malbasic, en fuera de juego, tendría una ocasión en la que Josep sacaba una manopla que se convertía en el otro paradón de la noche, por si acaso, pero la jugada quedaba invalidada. En el minuto 73, Pedri desbordaba y Milla le hace una entrada muy peligrosa por detrás y, sin balón decretando el colegiado, roja directa. Quedaba tiempo para ir a por el partido pero, las continuas interrupciones, haría que se jugara muy poco. Kirian Rodríguez lo intentaba desde fuera del área marchándose por encima del larguero por poco. Ya casi en el minuto 90, en una jugada donde se comete penalti sobre Rubén, cuando el árbitro señalaba la clara pena máxima, era el VAR el que anulaba la señalización por decretarse fuera de juego. Ya en tiempo de descuento, Isma López tendría una última ocasión y el partido, tras cinco minutos de descuento, el apasionante partido terminaría con tablas en el marcador.
 
Ahora a lograr la primera victoria el sábado que viene en el Gran Canaria ante el Almería. A ver si es verdad ya de una vez, carajo. Quizás ya llegue Jonathan Viera, ojalá, bien falta que nos hace. Que viva nuestra querida Unión Deportiva Las Palmas. Arriba D'ellos. Canteracanariapaprimera. Que viva el fútbol canario. ¡PÍO-PÍO! 🇮🇨💙💛💙💛💙💛💙💛💙💛💙💛💙💛💙💛💙💛💙💛💙💛💙💛💙💛💙💛💙💛💙💛🇮🇨

El Ojo Luítico #LasPalmasRacing #Jornada3

Empate meritorio (2-2) ante el recién ascendido Racing Club, contra viento y marea y un árbitro de tercera que hacía arder el Gran Canaria a pesar del honor de la presencia de una representación de los "bombhéroes" que controlaron el fatídico incendio que asoló a nuestra isla recientemente. 
 
Minutos antes de comenzar el encuentro, Los Gofiones cantaban nuestra famosa "Gran Canaria" y los aplausos no cesaban para homenajear a los servicios de Emergencias que tanto trabajaron en las últimas fechas para apagar el fuego. También se rindió un emotivo "minuto" de silencio por el triste fallecimiento de la hija de Luis Enrique.
 
El partido comenzaba con un juego trabado donde ninguno de los dos equipos creaba oportunidades claras. En el mediocampo, De Galarreta no acababa de tomar el mando y, era Kirian, quien tomaba las riendas como relevo de David Timor, ya traspasado al Getafe. Por la derecha, Álvaro Lemos trataba de desbordar y era por allí por donde se producían las primeras aproximaciones que no eran finalizadas. Por banda izquierda, debutaba este año, Cedrés, que venía de una lesión. Un lanzamiento del canterano, desde el borde del área, se convertía en la primera ocasión del cuadro canario. El que cada vez iba entrando más en juego y creaba más peligro era, otra vez, Pedri González que repartía juego, a diestro y siniestro, con la tremenda calidad que atesora en sus botas. Nuestras dos primeras faltas, se convertían en dos tarjetas: Mantovani y Aythami. Las faltas del Racing se sucedían y no eran apercibidas para el árbitro. Para colmo, una contra del Racing propicia que en una enorme galopada, Yoda se vaya de De la Bella, se meta en el área y batiera a Josep en su dubitativa media salida por el palo largo, era el 0-1 (minuto 20), y se convertía en un jarro de agua fría, eso sí, quedando mucho partido por delante.
 
Hasta el descanso, la UD sólo era frenada con falta tras falta, prácticamente  con amonestaciones verbales a los jugadores del equipo cántabro. Las pérdidas de tiempo de los jugadores visitantes ya pasaban a castaño oscuro ante la permisividad arbitral. El público se indignaba cada vez más con toda la razón. El portero visitante perdía tiempo descaradamente y se "reía" de las supuestas advertencias del árbitro y seguía perdiendo tiempo. Pedri creaba cada vez más peligro. La mejor llegada fue un remate a bocajarro de De la Bella ante el que respondió el portero del Racing con un paradón que desvió a córner. Y a punto de lograr el empate, con sólo, un minuto de descuento, se llegaba al descanso.
 
Comenzaba la segunda mitad y un Racing bien colocado, lograba abortar las acciones de los amarillos. Pedri, algo desfondado, no brillaba tanto como en la primera mitad. Lo mismo pasaba con Cedrés. Sin embargo, Pepe Mel metía a Drolé, que también debutaba en partido oficial, por el irregular hoy, Álvaro Lemos. Se palpaba algo más de peligro y Rubén acechaba su oportunidad. Se realizaba el segundo cambio, debutando también, el delantero del filial, Juan Fernández por Cedrés. Pero, el árbitro quería erigirse en protagonista y permitía que apenas se jugase, dejando que los jugadores del Racing se rieran en la cara de la afición grancanaria, incluído, su "amigo" el portero como "campeón mundial" de "todavía no saco" y tampoco me vas a sacar ni amarilla, increíblemente bochornoso. Aythami, eso sí, era expulsado por una segunda tarjeta amarilla y nos dejaba con 10. Pepe Mel movía ficha y entraba Maurizio Lemos por De la Bella. Una buena internada donde arrollan a Rubén empujándole y metiéndolo por la portería para dentro, hacía reclamar el VAR por una gran parte de la afición. El árbitro seguía a lo suyo. Se coreaba en la grada el "Qué malo eres, árbitro, qué malo eres..." Y, por fin, en el saque de una falta, el central del Racing comete penalti sobre Mantovani y lo pitaba: no nos lo podíamos creer. Rubén se encargaba de poner el empate a uno y empezábamos a creer la afición en la remontada sobre todo por tanta indignación que nos producía el arbitraje. Así en un robo de Drolé en zona defensiva y, tras una larga cabalgada, le ponía un balón de oro a Rubén, para que, con la virtud que ha atesorado en toda su trayectoria futbolística, le picara el balón para poner el 2-1 que hacía venirse abajo el estadio. Se descontaban cinco minutos pero, no éramos capaces de lograr que apenas se jugase. En un mal centro de Juan Fernández, se pierde un balón que era aprovechado para crear un contraataque para que el ex-amarillo Álvaro Cejudo, nos hiciese el gol, que significaría el empate, seguramente, para alegría del incompetente árbitro, que ojalá no nos vuelva a arbitrar en la vida.
 
Partido trepidante e ilusionante que nos permite ir al derby con ciertas perspectivas de hacer un buen partido en el Heliodoro. PÍO-PÍO, ARRIBA D'ELLOS, CANTERACANARIAPAPRIMERA. SIEMPRE AVANTE! 💙💛💙💛💙💛💙💛💙💛💙💛💙💛💙💛💙💛💙💛💙💛💙💛💙💛💙💛💙💛

El Ojo Luítico #MálagaLasPalmas #Jornada2

Empate (1-1) prometedor en La Rosaleda ante un buen Málaga C.F que nos permite sumar nuestro primer punto de la presente temporada. La cantidad de bajas obligadas, tanto por lesión, como por no cumplir la exigencia del tope salarial exigida por LFP, fueron suplidas por nuestros hombres, plantando cara al cuadro "boquerón" sobre todo, defensiva mente, en la primera mitad y con lucha, calidad y contensión en la segunda.
 
La primera mitad se caracterizó por un Málaga que mandaba en el campo disponiendo de las primeras ocasiones. Una indecisión para despejar de Josep con la pérdida de balón posterior de Timor, ocasionó la primera oportunidad que se fue a menos de un metro del palo. Un enorme Pedri González mareaba por banda izquierda a los laterales del Málaga y daba un susto al guardameta Munir con un tiro que se iba por encima del travesaño por muy poco. La mejor ocasión del Málaga estuvo en las botas de Juanpi, tras una pérdida de Timor que se mostraba muy lento y el balón se iba repelido al palo cuando la afición local ya cantaba el 1-0. El resto de acciones del Málaga eran solventadas por una buena defensa amarilla hoy destacando tanto Mantovani como el satauteño Eric Curbelo. Se llegaba al descanso con el 0-0 inicial y el cabreo monumental de Pepe Mel.
 
La charla/bronca en el vestuario tuvo que surtir efecto y la UD comenzaba la segunda parte con otro cariz: con garra, proponiendo juego, presionando y anticipándose al Málaga. Fue a los pocos minutos de la reanudación, cuando una indecisión de los centrales del conjunto andaluz, era aprovechada por la jovencísima promesa tinerfeña de 16 años para ponerle el balón rápidamente, casi rozando el fuera de juego, en las botas a nuestro veterano "Killer" Rubén Castro, para que, viendo adelantado al marroquí Munir, "El Moña", nuestro único delantero disponible hoy, desde unos 35 metros, pusiera el balón por encima y entrara por la misma escuadra haciendo un "papazo", adelantando a los canarios (0-1) silenciando La Rosaleda y Málaga entera.
 
A partir de ahí, cierto es, el Málaga, obligado a ir a buscar el empate, mandaba en el terreno de juego. Un gran Adrián atrás y, otra vez, Juanpi tomaban los galones y las llegadas se sucedían. Se rozaba el penalti por parte sobre todo de Aythami, que era superado una y otra vez, hasta que llegó en un agarrón sobre la línea de la frontal. Tras consultar al VAR, se decretaba la pena máxima, siendo materializada por Adrián, poniendo el empate a uno de forma justa, todo hay que decirlo  quedando sólo diez minutos más el descuento para la conclusión.
 
Tuvimos unas últimas ocasiones por parte de Eric Curbelo tras el bote de un córner y otra de Rubén Castro, muy activo en esta segunda mitad que se iba por encima del travesaño: la UD no se achicaba. Pero fue el Málaga el que ponía la batuta en el campo y tuvieron otras aproximaciones fenomenalmente subsanadas por un omnipresente Martín Mantovani, que podría erigirse hoy junto a Pedri, como el mejor jugador de nuestra querida Unión Deportiva Las Palmas. Así concluía el encuentro con un empate que hace méritos a la nueva propuesta de esta nueva y rocosa Unión Deportiva de Pepe Mel a la que todavía le queda mucho recorrido que demostrar.
 
Juego correcto sobre todo en la segunda parte del resto de jugadores como De Galarreta, Kirian hasta la sustitución, Timor brilló mucho más incluso haciendo las veces de central despejando balones y los cambios tanto de Srnic como de los hermanos Castellano sorprendieron para bien realizando un buen trabajo para el equipo.
 
El próximo sábado, jugamos en el Gran Canaria frente al Racing de Santander y celebraremos tanto el 70 aniversario de la fundación de nuestro club, como el agradecimiento al enorme esfuerzo de los equipos de seguridad y emergencias del Cabildo y de otros lugares de Canarias y de España que pusieron fin hace unos días, al horrible incendio que azotó nuestra Isla de Gran Canaria. Esperemos que una gran parte de la afición responda, acuda al estadio y haya una muy buena entrada en el Gran Canaria el próximo sábado. ¡ARRIBA D'ELLOS! ¡SIEMPRE AVANTE! Canteracanariapaprimera y que viva nuestra querida Unión Deportiva Las Palmas 💙💛💙💛💙💛💙💛💙💛💙💛💙💛💙💛💙💛💙💛💙💛💙💛💙💛💙💛💙💛💙💛💙💛💙💛
Foto: Toño Suárez (udlaspalmas.net)

Más vale tarde que nunca

Foto: Toño Suárez (udlaspalmas.net)

 

No somos la Juventus, no, ni el Liverpool. Tampoco la Roma. Probablemente jamás tengamos en nuestras vitrinas la mitad de títulos que tienen estos equipos. Quizás ni siquiera una décima parte. Pero es que, obviamente, no somos de la UD Las Palmas por los trofeos.


Somos seguidores de la Unión Deportiva por un extraño sentimiento de pertenencia que, si no eres seguidor de un club de fútbol, difícilmente puedas comprender. A veces yo, cuando lo intento ver desde fuera, tampoco lo entiendo. Pero después llega un Domingo cualquiera de los últimos dieciséis años y, al ponerme mi camiseta amarilla, perdía toda objetividad posible. Durante todo este tiempo me ha recorrido un orgullo inexplicable al ver esa camiseta que tanto significa para mí defendida con uñas y dientes por un futbolista con el brazalete de capitán en su brazo y el número 5 serigrafiado en la espalda.


¡Qué bonito es cuando salgo de casa para ir al Estadio a animar a Las Palmas! Quizás nunca tengamos los triunfos que tienen los grandes equipos de Europa. No tendremos salvo milagro sus finales continentales y difícilmente veremos a grandes astros del balompié vistiendo nuestros colores. Tampoco lo pretendemos. Pero quien piense que el fútbol es eso, poco le apasiona este deporte. Hay algo en lo que sí podemos competir con esos poderosos clubes, pero es algo que no se ve. En ningún caso Buffon, Gerrard o Totti son más para sus respectivos equipos que lo que significa David García para la Unión Deportiva Las Palmas, y en eso sí podemos mirar a los ojos a cualquier gigante de este deporte.


El capitán amarillo no merecía un verano como este, termine como termine. El jugador que más veces ha defendido la elástica del representativo grancanario, con un interrogante sellado en la frente y, mientras se entrena en los campos del sur de la isla, mirando en la distancia cómo el Club inaugura un campo de entrenamiento con su nombre. Pasará tiempo y le veremos homenajeado, recibiendo reconocimientos y, probablemente, ocupando algún cargo dentro del club. Pero él se merecía una despedida vestido de corto. Él se lo merecía, y nosotros también. Queríamos verle campar por el césped con su camiseta amarilla por última vez con un Estadio de Gran Canaria rendido a sus pies. Queríamos llorar su marcha. Queríamos despedirnos del que será siempre capitán del equipo del que presumimos orgullosos.


…Y nos han quitado ese momento.


El fútbol no son veintidós hombres o mujeres corriendo detrás de un balón. Hay una cosa que nadie puede tocar: el Sentimiento. Querida Unión Deportiva Las Palmas, no puedes quitarle el sentimiento a 29.000 personas que llenaron el Estadio de Gran Canaria para que no bajases de categoría cuando habías prometido un Ascenso en 2010. No puedes quitarle el sentimiento a una afición que ostenta el récord de asistencia a un partido de Segunda División B. Porque si nos quitas el sentimiento, nos lo quitas todo. Nunca te hemos pedido trofeos, y tampoco lo vamos a hacer ahora. No los necesitamos para seguir a tu lado. Lo que queremos es un Club cercano que nos identifique, un Club que envíe ropa a los afectados de un incendio que tuvo a nuestra isla en vela, una entidad que tenga detalles con los que trasnochan para comprar una entrada y acompañarte en un Derbi. Sólo queremos que sigas siendo motivo de orgullo para el Pueblo Canario.


Unión Deportiva Las Palmas, no juegues con nuestro Sentimiento. En el minuto 5 aplaudiremos a nuestro capitán. Pero no tengas prisa. Tómate tu tiempo, porque no queremos una chapuza: lo que queremos es una despedida digna y a la altura del gran capitán David García Santana "El Kaiser".

 

 

Más vale tarde que nunca.

 

 

Más vale nunca que mal.

 

 

Abonarse por devoción...

... Y no por ilusión. El que se abona a la Unión Deportiva Las Palmas en el proyecto 2019/2020 lo hace, generalmente, a regañadientes. Y es que, a priori, no hay motivos para ilusionarse. Mismo entrenador que no consiguió materializar un cambio real ni en sensaciones ni en la clasificación la pasada temporada y una plantilla similar a la que nos prometió un Ascenso y nos acabó casi sonrojando. La motivación para abonarse responde prácticamente al ciego orgullo de, como decíamos hace poco tiempo, una antigua herencia.
 
Hay motivos para estar enfadado, esos son muchos y los conocemos todos. Pero si nos paramos a analizar… ¿es verdad que no hay motivos para la ilusión?
 
- Pepe Mel. Un entrenador con solera que propone un estilo ofensivo. Sin una posesión abrumadora, sin tiki taka, sin combinaciones extraordinarias… pero ofensivo. En la 2010/2011 su Real Betis ascendió como campeón de la categoría y equipo más goleador (empatado con Barcelona B), colocando entre los máximos realizadores a Rubén Castro (27), Jorge Molina (19) y Emaná (13 goles), mientras que en la 2014/2015 repitió campeonato con el conjunto verdiblanco y volvió a ser el equipo que más goles anotó de la categoría (empatado esta vez con la UD), consiguiendo Rubén Castro el Pichichi (32) y entrando Jorge Molina en el top5 (19). Siempre que hizo falta buscar entrenador, la afición amarilla sacaba a la palestra el nombre de Mel para que entrase en el debate. Y bueno…aquí está. Con todos los galones. Con una pretemporada para hacer suyo el equipo de verdad. ¿Por qué no ilusiona Pepe Mel?
 
- La plantilla. Una plantilla que, a día de hoy, es muy similar a la de la anterior campaña. El pasado verano cuando se confeccionó la plantilla tanto los aficionados amarillos como aficionados a la Liga123 del resto de la geografía nacional colocaron al proyecto de la Unión Deportiva entre los favoritos a pelear por el Ascenso. Obviamente, más por un tema de rendimiento puntual que por nivel futbolístico, la Unión Deportiva no fue, ni por asomo, ese gran candidato a la gloria. Sin embargo, se vieron destellos en un conjunto que atropelló al Osasuna en el EGC y estuvo ganando al Granada hasta el minuto 86 (ambos ascendidos). También el Depor, que estuvo muy cerca del ascenso, tuvo que empatar a la UD en el 96 en la ida y sucumbió en la vuelta. De momento, los jugadores de mayor rendimiento de la pasada campaña, salvo Cala, se mantienen dentro del conjunto amarillo. Las salidas de un irregular Fidel y un infrautilizado por todos los entrenadores Rafa Mir no afectan en demasía al nivel del vestuario amarillo. ¿Realmente no ilusiona la plantilla?
 
- La cantera. Fabio González, Josep Martínez, Edu Espiau, Kirian Rodríguez y Cristian Cedrés conocieron su ficha del primer equipo a mediados de junio. A ellos se han unido Benito Ramírez y Álex Suárez para cerrar incorporaciones canteranas en absolutamente todas las líneas posibles del campo. Estos jugadores formaban parte de un filial que competirá en la 19/20 por tercera vez consecutiva en la categoría de bronce, cosa de la que pueden presumir tan sólo 13 clubes en el fútbol español (todos ellos, menos Sporting y UD Las Palmas, tendrán a su primer equipo compitiendo en Primera División la temporada venidera). Toni Robaina y Boris han cuajado buenas actuaciones y, además, la reciente firma de contrato de Pedri con 16 años parece indicar que el conjunto amarillo le empieza a perder el miedo a dar oportunidades a futbolistas de edad temprana, como hasta ahora se achacaba. ¿No ilusiona la cantera?
 
- El objetivo. Cerremos los ojos y viajemos en el tiempo. El cambio de discurso que estamos viviendo este verano se parece mucho al ocurrido tras el batacazo contra el Córdoba. Un equipo dirigido por Paco Herrera que todo el mundo sabía que tenía intención de estar arriba pero el club decidió enrocarse en “conseguir pronto la permanencia, y ya veremos”. Seamos serios, la Liga Smartbank la comienzan 22 conjuntos y de ellos 14-15 equipos piensan en el Ascenso cuando la pelota comienza a rodar. La Unión Deportiva Las Palmas será, sin lugar a dudas, uno de ellos. Además, según el máximo dirigente del banquillo amarillo el objetivo del equipo es “ganarle al Huesca” en la primera jornada. ¿Realmente es el objetivo un motivo de desilusión?
 
Tenemos todo eso y, aun así, la isla está rodeada de desilusión… Percibimos un gran problema que urge solucionar. La campaña de abonados fue conformada por promociones pensadas y propuestas por grupos de aficionados cuyo trabajo altruista no tiene como finalidad ilusionar a nadie, y el club se ha limitado a parafrasear la idea sin añadirle un envoltorio apetecible para el aficionado medio. El fruto es una campaña de abonados que, pese a proclamar números decentes, son mejorables en una hinchada como la de la Unión Deportiva. En la isla hay afición, eso lo sabemos. Pero a esa afición hay que convencerla de llenar el Estadio de Gran Canaria y, de momento, el club no lo consigue. Veremos si los resultados sí son capaces de hacerlo.
 
Feliz temporada 2019/2020 💙💛
¡¡¡ Arriba d'ellos, Unión Unión Deportiva Las Palmas !!!