Amarillos por el Mundo en Sabadell

Noticias

Por fin, llegó el SÍ GLORIA, SÍ VAR, en la segunda victoria consecutiva (0-1) de nuestra Unión Deportiva Las Palmas ante el Extremadura en el complicadísimo campo del Francisco de la Hera en Almendralejo, donde se han logrado tres puntos de oro que más adelante veremos para qué nos valdrán : si para llegar a los puestos que darán derecho para llegar a Primera División o bien, para evitar el descenso a la segunda división B del fútbol español; esperemos que lo primero.
El partido se planteaba con un equipo donde seis canarios formaban parte del once: Aythami, Curbelo, Javi, Benito, Pedri y JonathanViera21. Además completaban el once, Valles, Mantovani, De la Bella, De Galarreta y el colombiano Juanjo Narváez. Se echaba de menos a jugadores como Kirian, Fabio y los lesionados del conjunto canario a los que ya les queda menos para reaparecer, ojalá que sea con el de la Feria sin irse a China pero eso sólo depende de su contrato y de que nos lo cedan, ojalá.
El partido se iniciaba con una UD que mandaba tirando de galones de calidad y las primeras ocasiones eran del aldeano Benito Ramírez que cruzaba en exceso y Narváez con un tiro al que respondía Casto, el ex cancerbero de la UD, pieza clave en el último ascenso, con una mano prodigiosa y otra oportunidad que no acaba de enganchar el cafetero en boca de gol tras un saque de esquina. Pero, poco a poco, el Extremadura iba a ir contrarrestando el dominio inicial canario y se acercaban a la portería de Valles pero la defensa amarilla se mostraba muy segura. Además, nuestro portero despejaría una oportunidad muy clara del cuadro extremeño. A partir de ahí, las faltas se sucedían sobre todo, hacia Viera y Pedri pero la primera tarjeta iba a ser, como no, para nosotros, para De la Bella. Se llegaba al minuto 40 y tras un control y desborde marca de la casa, del mago de la Feria, lo paran en un más que posible penalti y el rebote le llegaría al de La Aldea, Benito, para que fuera derribado con las dos piernas y el árbitro señalara penalti. Y, cuando toda nuestra afición celebraba el lanzamiento, el VAR paraba el partido para comprobar el claro penalti. Casto, se acercaba a Viera para ponerlo nervioso y se tardase unos dos minutos más de la cuenta para tirarlo; así y todo, JonathanViera21 la pondría de manera magistral a la derecha de Casto perfectamente ajustada junto al palo para poner el 0-1 e irnos al descanso.
Comenzaba la segunda mitad y el Extremadura llegaba a portería a través de un rebote en el que Willy Ledesma a bocajarro reventaba el balón a la red sin que nada pudiera hacer Valles, sobre todo porque era tapado por un jugador del conjunto extremeño que estaba en posición de fuera de juego posicional y tapaba la visión de nuestro portero. Pero, cuando ya se sacaba de centro y con el empate que había subido al marcador, el VAR avisaba al colegiado que anulaba el empate y mantenía por delante al conjunto grancanario. No nos lo podíamos creer pero sí, seguíamos por delante, gracias al VAR, algo insólito para la UD.
A partir de ahí, el Extremadura tomaba nuevamente las riendas aunque con ciertas dudas tras la decepción de haberles anulado un gol (con razón) que ya se daba por hecho. Ahí le tocaba entrar en acción al árbitro para hacer todo lo posible para sacar todas las tarjetas del mundo a los nuestros y, sencillamente, ninguna al Extremadura a pesar de que muchas las eran. Por suerte, Álvaro Valles hacía el paradón del partido con una mano fundamental al cabezazo de Pinchi junto al palo. Llegaban los cambios y salían del campo los canteranos, Viera y Benito para dar entrada a Srnic y Cedrés y tocaba aguantar o sentenciar. En el minuto 75, el árbitro, que no era cura aunque lo parecía y ejercía con los locales, perdonaba la segunda tarjeta amarilla y la expulsión a Borja Granero para hacer todo lo posible para que el Extremadura lograse el empate. Perdonaba un penalti clamoroso sobre Cristian Cedrés que, de anotarse, hubiera supuesto el 0-2 y lograba expulsar a Mantovani por doble amarilla en una falta al borde del área que fue lanzada contra nuestra barrera para alejar el último peligro para decepción del árbitro y del conjunto extremeño tras cinco larguísimos minutos de descuento. Se ganaba una vez más. Ahora a esperar al Numancia el próximo Domingo en el Gran Canaria a las 5. Nos colocamos a tan solo dos puntos de puestos de promoción de ascenso. ¡Grande UD! ¡Que Viva nuestra Unión Deportiva Las Palmas! ¡Siempre Avante! ¡PÍO-PÍO! ¡Canteracanariapaprimera! 💙💛💙💛💙💛💙💛💙💛💙💛💙💛💙💛💙💛💙💛💙💛💙💛💙💛💙💛💙🐥🐥