Noticias

UD Las Palmas 2 - 5 Celta de Vigo

Batacazo monumental el que se llevó en el primer partido en casa Pako Ayestarán. La UD tenía en mente la idea de ganar este partido, tanto el equipo como la afición estaban confiados de conseguir un buen resultado, pero un par de errores en defensa condenaron al equipo amarillo y acabaron con las ilusiones de un estadio de Gran Canaria que registro su entrada más baja de la temporada.

A la genial noticia del debut como internacional de Jonathan Viera, le siguió una malísima noticia en forma de lesión: el joven croata Halilovic tendrá que ser operado (debido a la lesión que arrastra desde principio de temporada) y estará otros 2-3 meses de baja. Por otra parte, Las Palmas recuperaba para este partido a los lesionados Rémy y Vitolo, que empezaron en el banquillo.

El partido comenzó con un dominio total del equipo canario. La tremenda presión que ejercían en defensa sobre los gallegos hacía que estos no tuvieran mucha posesión e incluso la UD gozó de un par de ocasiones en los pies de Calleri. El delantero argentino está siendo sin duda de los mejores del equipo en este arranque de temporada, poniéndole muchas ganas aunque no le salgan del todo bien las cosas.

El sueño amarillo se rompió a los 15 minutos de partido cuando, tras un error defensivo que dejó solo a Emre Mor, el internacional turco batía con calidad a Chichizola, que no sabía qué hacer con su defensa. Tan solo 5 minutos después, el Celta daría otra estocada en forma de gol cuando, tras una buena jugada individual, Iago Aspas marcó el segundo en una desafortunada acción de Chichizola que no acertaría a despejar el centro del gallego.

Durante el resto de la primera parte, Las Palmas no bajó los brazos en ningún momento, realizando un gran juego y generando varias ocasiones, sobre todo en los pies de Calleri, pero se encontraban con un gran Rubén Blanco que lo sacó todo bajo palos. El delantero argentino de la UD estaba siendo el mejor junto a Viera y se estaban asociando genial en las cercanías del área gallega.

La segunda parte empezó bastante peor que la primera para el cuadro amarillo. A los cinco minutos y con todo el equipo volcado al ataque, el Celta aprovechó un contragolpe para colocar el tercero en el marcador tras un buen tiro cruzado de Iago Aspas.

Minutos más tarde (minuto 52) llegaría la jugada polémica del partido: en un error de Pione Sisto en la cesión al portero, Rubén tuvo que salir y termina arrollando a Calleri. El portero gallego es expulsado y Las Palmas se imaginaba otro escenario, tal vez uno parecido al del año pasado cuando lograron empatar un 0-3 inicial.

Pero esta ilusión duraría 20 minutos, lo mismo que tardó el Celta en marcar el cuarto y el quinto. Con los amarillos lanzados al ataque tras la entrada en el campo de Vitolo y Rémy, los gallegos se defendieron bien y, en dos contras (Tucu Hernández y Aspas de nuevo), matarían las esperanzas de una UD que estaba desesperada.

El partido continuó sin más, con minutos de basura que no sirven para nada más que para buscar la honra. Y Las Palmas lo consiguió con dos goles en el descuento (Vitolo y Rémy) cuando el Celta ya pensaba en irse a celebrar al vestuario.

Queda mucho que mejorar en defensa y terminar de recuperar a todos los efectivos para poder competir cara a cara con los equipos que están en "nuestra liga". Esperamos que con las recuperaciones de lesionados el equipo mejore y vaya para arriba de cara al próximo encuentro: Domingo 22 de Octubre (12:00 h.p. - 11:00 h.c.) en el Estadio de la Cerámica contra el Villarreal.

#vamosUD

FC Barcelona 3 - 0 UD Las Palmas

Partido atípico el disputado este domingo en Barcelona en el que la UD sumó su tercera derrota consecutiva en esta temporada ante un Camp Nou vacío debido a la polémica decisión del presidente del club catalán de jugar el partido a puerta cerrada como forma de protesta por los actos ocurridos en toda Cataluña debidos a la celebración del referéndum por la independencia.

El día fue muy agitado y, después de que el Barça cancelara la comida de directivas debido a la decisión del equipo canario de portar una bandera de España en su camiseta, el partido corría serio peligro de no disputarse por parte del equipo local. Pero la LFP rechazó el recurso de Bartomeu para aplazar el partido ya que, según los Mossos, la seguridad en el estadio estaba garantizada. El club catalán dio marcha atrás a la decisión de no jugar cuando la Liga le comunicó que, de no disputar el partido, Las Palmas se llevaría los 3 puntos y el equipo de la ciudad Condal sería sancionado con pérdida de puntos en la clasificación.

Esta nefasta decisión tomada por el presidente del FC Barcelona desembocó en el primer partido jugado sin público en la historia de la Liga pero, aún peor, fue la impotencia de los aficionados desplazados que se quedaron sin poder ver a su equipo (ya fuera el Barça o la UD) por culpa de una decisión que mezcla fútbol con política, cuando nunca debería ser así. El fútbol es de los aficionados y, siendo el valor principal de este deporte, se les debe respetar siempre.

En cuanto al partido, que es lo que realmente nos interesa, la primera mitad fue un duelo brutal entre dos equipos que en todo momento quieren (y necesitan) el balón y el control del juego. El Barça dispuso de varias ocasiones que, a pesar de no ser de gran peligro, fueron siempre bien desbaratadas por un Leandro Chichizola que estuvo enorme y cuajó un partido a la altura del rival al que se enfrentaba la UD.

Sin embargo, la ocasión más clara de la primera mitad la tuvo el equipo amarillo cuando, tras una buena jugada de Tannane por la banda, el marroquí sirvió un buen balón para Calleri que enganchó un buen remate que se estrelló en el palo de la portería culé. Por momentos parecía que Las Palmas estaba dominando el juego y a un Barça que llegó a ver 4 tarjetas amarillas en estos primeros 45 minutos.

Tras el descanso, los culés realizaron dos cambios: entraron Rakitic e Iniesta en sustitución de Aleix Vidal y Paulinho ... y el partido cambió. Los blaugranas empezaron a dominar el juego y, tras una gran parada de Chichizola a un buen lanzamiento de falta de Messi, llegó el primer gol del partido (minuto 49). El propio argentino lanzó un corner medido a la cabeza de Busquets, que se adelantó a la defensa canaria y envió el balón a las redes.

El Barça dominaba gracias a las combinaciones creadas entre Iniesta, Rakitic y Messi y en el minuto 70 llegaría el segundo para el club catalán. Un gran pase entre la defensa de Denis Suárez le llega al astro argentino que, andando y con una calidad tremenda, rompe a Chichizola con un regate "parado" y consigue su primer gol del encuentro. El propio Messi conseguiría el definitivo 3-0 solo 7 minutos después cuando, tras una buena combinación entre Rakitic y Suárez, se quedó solo ante la portería amarilla y batió fácil a su compatriota.

Muy buena primera parte de la UD en este extraño partido sin público, pero en la segunda se notó la calidad de los jugadores culés que sentenciaron el encuentro en poco más de 20 minutos, con un Leo Messi estelar. Toca seguir mejorando y afinando la puntería que esperemos se recupere con la vuelta de los jugadores que están en dique seco debido a lesiones.

ÚLTIMA HORA: después de tantas malas noticias en forma de derrotas, por fin llegó una buena noticia al seno de la entidad. Nuestro capitán, Jonathan Viera, ha sido convocado por Lopetegui para los partidos que enfretarán a la selección española frente a Albania e Israel en partidos de clasificación para el Mundial 2018. ¡Enhorabuena Viera!

Próximo partido: Lunes 16 de Octubre (21:00 h.p. - 20:00 h.c.) contra el Celta de Vigo en el Estadio de Gran Canaria.

 

UD Las Palmas 0 - 2 CD Leganés

Mal partido de Las Palmas el disputado este domingo en el estadio de Gran Canaria ante un gran CD Leganés que supo jugar sus cartas para dar la sorpresa y llevarse una victoria que alarga la mala racha del equipo amarillo en esta temporada, con 6 puntos en 6 partidos.

[ÚLTIMA HORA] Esta derrota ha desembocado en la dimisión de Manolo Márquez como entrenador de la UD. Según el propio Manolo en rueda de prensa, los motivos que le han llevado a esta decisión han sido sentirse desubicado en el banquillo del primer equipo y los malos resultados en estas primeras jornadas. De momento le sustituirán Juan Carlos Valerón y Ortiz se harán cargo del equipo hasta que se defina el nuevo entrenador.

Para este partido, Las Palmas contaba con numerosas bajas entre las que se encontraban jugadores que venían siendo importantes como Vitolo, Halilovic, Bigas, Dani Castellano o Remy, el gran revulsivo en las dos victorias que el equipo cosecha hasta el momento.

La primera parte fue un ir y venir en el que ninguno de los dos equipos consiguió hacerse con el control de un partido que, a priori, debería haber sido positivo para la UD para resarcirse de la derrota cosechada en los últimos minutos del encuentro ante el Sevilla. Pocas llegadas en ambos áreas y sin peligro por ninguno de los dos bandos. En ciertos momentos parecía que Las Palmas quería mantener el control del juego pero, seguramente, las bajas y el cansancio de la jornada entre semana pudieron con el ánimo de los jugadores.

La segunda parte comenzó realmente mal para los amarillos. En el minuto 47, un buen centro de Szymanowski sirvió para que Beauvue consiguiera el primer gol del partido y el primero en su cuenta particular esta temporada. En la jugada inmediatamente después, Calleri dispuso de una buena ocasión para conseguir el empate pero no vio portería. El argentino parecía ser el único jugador de los canarios que estaba enchufado, el único que lo intentaba.

Tras el gol, y a lo largo de toda la segunda parte, Las Palmas monopolizó el balón pero, como a lo largo de lo que va de temporada, no consiguió generar ocasiones de peligro contra la meta defendida por Cuéllar. El equipo está apagado arriba y, salvo el espejismo de Málaga, le cuesta una barbaridad combinar arriba y marcar goles.

El Leganés se defendía sin problema del mínimo acoso canario y, en el minuto 96 del encuentro, consiguió el 0-2 definitivo en un saque de esquina mal defendido por la defensa de la UD que Eraso remató a placer.

Toca mejorar para enfrentar el siguiente partido y el resto de la temporada. No puede ser que las bajas dañen tanto a un equipo que tiene calidad y talento de sobra para levantar partidos de este estilo. Como dijo Vicente Gómez: "Los grandes equipos se demuestran saliendo de estas situaciones"

Ahora el más difícil todavía, visitar al líder en el próximo partido: Domingo 1 de Octubre (16:15 h.p. - 15:15 h.c.) contra el FC Barcelona en el Camp Nou.

#vamosUD

Sevilla FC 1 - 0 UD Las Palmas

Partido duro el disputado este miércoles en el Sánchez Pizjuán en el que la UD consiguió aguantar vivo hasta los últimos minutos a pesar del asedio constante del equipo local, sobre todo, durante la segunda parte en la que tanto los centrales como el portero amarillos consiguieron mantener el empate hasta que una carambola acabó con la buena racha de resultados.

Los instantes antes del partido estuvieron marcados por la tensión existente entre las directivas por el tema Vitolo, por el cual Las Palmas reclama casi 5 millones de euros en concepto de formación al equipo sevillista que este verano se embolsó 37,5 millones de euros de la claúsula de rescisión que abonó el Atlético de Madrid.

No fue un partido fácil para el jugador canario que desde el inicio tuvo que soportar pitos cada vez que tocaba el balón y cánticos malsonantes. Esperemos que el comité actue y sancione al Sevilla al igual que a otros clubs, a pesar de que el propio jugador comentó al final del encuentro que "no había sido para tanto".

Las Palmas llegaba a este partido con muchas bajas importantes como las de Halilovic, que estaba cuajando un gran inicio de temporada, Dani Castellano o Remy, autor de dos goles en los dos últimos partidos. Por otra parte, recuperaba a Tana que partía en el once inicial.

La primera mitad empezó con dominio de los locales que paraban a Vitolo a base de patadas. Cabe destacar que en todo el partido el Sevilla hizo 22 faltas por 8 de Las Palmas ... y ambos equipos vieron la misma cantidad de tarjetas amarillas (2). Los andaluces contaron con alguna ocasión bien resuelta por la defensa canaria y, en los minutos finales, la UD consiguió quitarse de encima el dominio local y gozó de un par de ocasiones, precisamente en las botas de Vitolo, que no acertó a culminar.

En la segunda parte, los amarillos bajaron y ritmo y parecían conformarse con el empate. Esto supuso un asedio constante del Sevilla sobre la portería defendida por Chichizola que generó varias ocasiones para el conjunto hispalense que la defensa canaria supo controlar ... hasta el minuto 83 en el que un centro-chut de Jesús Navas se envenenó y acabo en las redes.

Fue un duro golpe para la UD, pero el gol fue más que merecido por los hispalenses ya que fueron el único equipo capaz de generar ocasiones en toda la segunda parte. No hubo tiempo para más y el Sevilla se hizo con su cuarto triunfo consecutivo mientras que Las Palmas rompía una buena racha de dos victorias consecutivas.

Al conjunto canario se le notó una gran mejoría en defensa comparado con el inicio de la tempoarada. A pesar de esto, las bajas condenaron al equipo ante un Sevilla que fue muy superior a lo largo de todo el encuentro, sobre todo en la segunda parte.

El equipo debe seguir mejorando y esperamos que con la vuelta de las numerosas bajas vuelva la buena racha en el próximo partido: Domingo 24 Septiembre (18:30 h.p. - 17:30 h.c.) contra CD Leganés.

#vamosUD

UD Las Palmas 1 - 0 Athletic Club de Bilbao

Partido muy disputado el vivido este domingo en el estadio de Gran Canaria entre dos equipos que en todo momento quisieron el control del balón. Esto dio lugar a un choque brutal en el centro del campo que solo se rompió con unas pocas oportunidades por cada bando.

Para este partido Las Palmas llegaba eúforica tras el primer triunfo de la temporada en Málaga y con todos los activos disponibles a excepción de Tana y Samper que siguen con su recuperación. Por su parte el Athletic, llegaba invicto a este partido y sin haber encajado un solo gol en la portería defendida por Kepa Arrizabalaga.

El partido comenzó con control de los vascos pero, a pesar de esto, la UD tuvo dos ocasiones en los 10 primeros minutos de partido. La primera en las botas de Alen Halilovic quien, tras una gran combinación con Viera, hizo intervenir a Kepa con un gran disparo que buscaba el primer palo. La segunda, y más clara, en un control fallido por parte de Calleri que se quedaba solo tras otro gran pase, de nuevo, de Viera. El 21 está en un gran momento de forma y no deja pasar la oportunidad de demostrarlo.

El Athletic también gozó de su oportunidad antes del minuto 10 en los pies de Iñaki Williams que no pudo ganar la partida a Chichizola, el cual estuvo atento y desbarató la ocasión visitante. El partido continuo sin un dominador claro y sin grandes apuros para ambos cancerberos que no hacían más que ver el tiempo pasar. El encuentro se disputaba en el centro del campo y ninguno de los dos conjuntos conseguía crear ocasiones.

La nota negativa de la primera parte, y del partido, fue la lesión de Halilovic, que estaba cuajando un estupendo partido jugando en banda izquierda y combinando tanto con Viera como con Calleri. El croata sufre un traumatismo en el tobillo tras una entrada de Raúl García que lo puede tener apartado de los terrenos de juego durante 3 meses. Dura baja para los amarillos que pierden a uno de sus jugadores con más calidad y visión de juego. Tannane ocupó su lugar en la banda.

La segunda mitad comenzó igual que terminó la segunda, con una ocasión para los visitantes que el meta local, Leandro Chichizola, desbarató salvando a su equipo. Tras esto, la batalla en el centro del campo continuó entre ambos conjuntos y no había un claro dominador del encuentro, lo que desembocó en una falta de ocasiones.

Hasta que llegó el cambio que revolucionó el partido. En el minuto 64, Vitolo dejaba su sitio en el once a Loic Remy. El francés le puso otra cara al equipo aportando más potencia y profundidad, lo que provocó alguna ocasión a favor de los amarillos pero sin mucha fortuna, hasta que Remy (minuto 87) se sacó de la manga una gran jugada personal y, tras recortar a dos rivales dentro del área, lanzó un misil al palo largo ante el que Kepa no pudo hacer nada.

No hubo tiempo para más y Las Palmas conseguía su segunda victoria consecutiva con una clara mejoría en el juego en comparación con los dos primeros encuentros de la temporada. Parece que los nuevos fichajes funcionan, se entienden con los veteranos y están siendo importantes, sobre todo Calleri y Remy que están aportando lo que más le hacía falta a este equipo la temporada pasada: gol.

Ahora llega una jornada entre semana y para la UD se presenta un partido que se prevé duro y complicado ante un rival de los que más fuertes están en la Liga: Miércoles 20 de Septiembre (22:00 h.p. - 21:00 h.c.) contra el Sevilla FC en el Sánchez Pizjuán.

#vamosUD